Julián Assange


Edward Snowden, Exagente de la CIA y la NSA - foto tomada el 2 de Julio de 2013

Antes de aventurarse a hablar de una posible extradición, sería conveniente centrarse en lo que ahora es la prioridad de Edward Snowden: conseguir que un país le conceda asilo político. Y en este caso hay que señalar que, a pesar de que el Derecho Internacional concede a todos los países la facultad para otorgarlo, no todos cuentan con el mismo respeto entre las potencias. No es igual que aceptara concederle asilo Ecuador, que lo hiciera, en un hipotético caso, Francia, ya que, aunque podría refugiarse en la embajada de dicho país en Hong Kong le sería complicado conseguir el salvoconducto para viajar a la nación que le concediera el asilo.

No todos los países son igualmente respetados al conceder asilo político

Esto es lo que le ha ocurrido a Assange, aunque Snowden parece haber sido más listo que el responsable de Wikileaks. Su baza es conseguir el asilo para así poder paralizar el posible proceso de extradición que podría arrancar tras su detención. Apesar de que la concesión de asilo puede prolongarse en el tiempo, en este caso no sería de extrañar que se aplicara en cuestión de días, al ser un tema de gran importancia.

En el caso de que esta posibilidad le fuera denegada y se iniciara un procedimiento de extradición, tendría que estudiarse la lista de requisitos para poder ejecutarla.

Entre ellos, destaca el de doble incriminación, que consiste en que en el país que recibe la demanda de extradición deben ser considerados delitos los hechos por los que lo reclama el país que lo solicita. Otro sería la prescripción del delito, ya que en cada nación los delitos prescriben en plazos diferentes. Aunque lo que está claro es que los delitos de violación de secretos de Estado están penados en la práctica totalidad de las naciones y por esa vía no tendría salida su defensa.

Publicado en el periódico La Razón el 13 de Junio de 2013 y escrito por Luis Chabaneix, Abogado especialista en Derecho Penal Internacional y con sede en Madrid.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.